»NIKOLA TESLA, SUS ÚLTIMOS DÍAS«

0

La realidad del asesinato de Tesla no la podremos saber a realidad, osea, en ciencia cierta sin embargo se cuenta lo siguiente. Eric Bermen, un ciudadano común, quien le cuenta a Greg Syzmanski (exjefe del departamento de trabajo en Alemania) cómo descubrió que su exnovia era la hija del ex Comando de las SS nazi Otto Skorzeny, y por lo tanto conoció por casualidad al anciano Skorzeny que había estado viviendo durante años en los Estados Unidos, trabajando como carpintero con una nueva identidad. suministrado por la CIA después de la Segunda Guerra Mundial.

¿CÓMO SE ENTERO?

Bermen (que a veces usa el seudónimo de Eric Orion) escuchó una confesión completa de Skorzeny, que se acercaba al final de su vida, y recibió una caja de zapatos llena de más de cien fotografías para corroborar sus afirmaciones.

Entre otras revelaciones muy importantes, Bermen escuchó de Skorzeny que había asfixiado personalmente a Nikola Tesla el 6 de enero de 1943, con la ayuda de su compañero nazi Reinhard Gehlen. Tesla tenía entonces 86 años.

Según Skorzeny, él y Gehlen habían engañado a Tesla el día anterior para que revelara todos los detalles de sus descubrimientos más importantes. Después del asesinato, robaron el contenido de la caja fuerte de Tesla, que fue entregado a Hitler. (Tenga en cuenta, por supuesto, que el ejército de los EE. UU. Habría repatriado por completo este tesoro de innovación a través del Proyecto Paperclip al final de la guerra).

El significado de esta descripción benigna de los inventos de Tesla y sus últimos días tiene una relación directa con las afirmaciones previamente desconocidas de Otto Skorzeny. Como Skorzeny describió (a Berman) en detalle su participación con George HW Bush (George H. Scherff, Jr.) en la organización de la CIA mediante la absorción de agentes de las SS nazis”, insinuó que fueron Reinhard Gehlen y él mismo quienes asesinaron a Nikola Tesla en enero 6 de octubre de 1943 por estrangulamiento / asfixia.

Antes del asesinato, Skorzeny y Gehlen «hablaron con gran detalle con Tesla sobre sus tecnologías más avanzadas y luego robaron los planos de sus mejores y más secretos inventos».

Tesla7

CONCLUSION:
Bermen dice: “Quería llamar a nuestro gobierno y decirles: «Oigan, que todavía están vivos». Quería llevarlos ante la justicia. Esa era toda mi intención. Inicialmente me había puesto en contacto con Eli Rosenbaum, quien era el Director de la Oficina de Investigaciones Especiales del Departamento de Justicia de los Estados Unidos, o lo había intentado.
Básicamente, pensaron que era un engaño y me dijeron que estaba equivocado y que, según la CIA, «todos estaban muertos y yo estaba equivocado». Eso es lo que me dijeron. Me equivoqué.»

Share.

About Author

Leave A Reply